Pechugas de Pollo rellenas de Tomates Secos y Champignones

8 personas

3 cucharadas de albahaca picada (para la marinada),
5 cucharadas de vino blanco seco (para la marinada),
5 cucharadas de aceite vegetal (para la marinada),
3 cucharadas de cebolla roja picada (para la marinada),
4 pechugas de pollo enteras y deshuesadas,
1/3 de taza de aceite vegetal,
1 cucharadita de ajos, picados,
1/3 de taza de cebolla roja, finamente picada,
3 tazas de champignones en láminas,
1 y ½ tazas de tomates secos, lavados, hidratados y picados (reservar el agua de los tomates),
2 cucharadas de almidón de maíz,
sal,
pimienta,
1 y ½ tazas de leche,
1 y ½ tazas de caldo de pollo.

Mezclar los ingredientes de la marinada en un recipiente. Colocar las pechugas de pollo deshuesadas entre 2 plásticos y aplanarlas golpeando suavemente con un mazo, hasta lograr que el pollo esté de un grosor uniforme y de forma rectangular. Sazonar y colocar las pechugas en la marinada por 30 minutos. Calentar el aceite en una sartén y freír los ajos. Agregar, luego la cebolla picada y cocinar hasta tierna, no dorada. Incorporar los champignones y cocinar, hasta tiernos y suaves. Agregar los tomates secos y remover unos minutos más. Sazonar. Agregar 1 cucharada de chuño o más (esto dependerá de la cantidad de líquido que haya). Debe quedar espeso. Separar aproximadamente la mitad de la mezcla de los champiñones para el relleno.Retirar las pechugas de la marinada y colocarlas en una superficie horizontal. Extender el relleno encima y enrollar. Atar con hilo grueso y colocar en un molde para horno previamente engrasado. Llevar al horno precalentado a 200°C durante 25 minutos, o hasta que estén tiernos. Mientras las pechugas se cocinan en el horno, hacer la salsa con la mezcla de champignones restante. Agregar el caldo de pollo, removiendo, luego la leche y ½ taza del líquido reservado de los tomates. Llevar a hervir y sazonar. Si se desea la salsa más espesa, diluir 1 ó 2 cucharadas de chuño o almidón de papa en agua y agregar a la salsa. Hervir por 1 minuto. Cortar los rollos de pollo en tajadas de 1 ½ cm (¾ de pulgada). Para servir, colocar las tajadas de pollo en una fuente y bañar con la salsa.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*